Los productores de Cambita están inmersos en un auspicioso programa de certificación para lanzarse a la conquista de Europa y ampliar su nicho estadounidense, con esta "marca-país".

SANTO DOMINGO, República Dominicana.-
SANTO DOMINGO, República Dominicana.- Ni la cruenta sequía que diezmó en el último año el rendimiento de sus fincas. Ni siquiera la veda sanitaria que obstruyó hasta enero pasado el acceso a su principal y más potable nicho internacional, por la irrupción de la plaga Mosca del Mediterráneo.
Parece que nada detiene el arrojo empresarial de los aguacateros dominicanos, que van ahora tras la conquista de más mercado externo, con una novedosa apuesta entre manos.
Una oferta que -aseguran- tiene la calidad, el sabor y el prestigio precisos para seducir a millones de consumidores en los Estados Unidos y también de Europa. Su nombre: “Oro verde Cambita”.
Así se denomina la marca-país que ha registrado el Clúster del Aguacate Dominicano en Cambita, originalmente de cara al mercado europeo, para sortear el cerco comercial que significaba la prohibición del APHIS (Siglas en inglés del Servicio de Inspección de Sanidad Animal y Vegetal de Estados Unidos).
Con esta carta de presentación en su portafolios, un primer grupo de 100 productores se propone posicionar en países como Alemania, Inglaterra, Alemania y Noruega al cotizado aguacate “Cascara verde”, una variedad poco conocida en el Viejo Continente.

Publicar un comentario

loading...
Con la tecnología de Blogger.